lunes, 14 de febrero de 2011

HELSINKI Y LA SESIÓN DE FOTOS

Bueno, pues acabo de llegar de Helsinki. La verdad que podría decir también que acabo de llegar de una cámara de ultracongelados porque anoche estábamos a -25C cuando llegamos. Yo el mayor frío que he sentido antes fueron -14C, que era una cosa bárbara de hacerse carámbano hasta la gotita de preseminal de la puntita, pero ya lo de ayer... aunque creo que llegado a un punto de frío, ya por mucho más que haga, no notas la diferencia.


Helsinki me ha recordado mucho a San Petersburgo. La arquitectura es muy parecida y la pinta de la ciudad en general, también, pero claro, todo de nivel, limpio, cuidado y reluciente. Las Helsinkinianas son como venidas del futuro, con unos pelos muy tremendos como ahuecados y unas caras muy de urano, y ellos son como ellas, con que no es un destino que recomiende mucho como sitio ideal de turismo de empotre. Además de caro. Una copa 17€. Y mira que nos la tomamos en un sitio que debe ser muy turístico, a precios turísticos, pero vamos, igual en un sitio normal baja a 14€, que también es un imposible. Ni que fuera aquello Ibiza... Fuimos al Artic Ice Bar, que es todo de hielo muy tremendo. Te dan un abrigo muy propio al entrar, momento en el que me sentí muy raro ya que normalmente lo que me dan en los bares cuando entro es una bolsa para dejar ahí mi ropa, y no al revés, pero bueno, hay que decir que el sitio es curioso y está todo, absolutamente todo, hecho de hielo, menos los techos. 


Había copas por ahí a medio beber de gente que ya se había ido, cuajadas ya. Supongo que serían sin alcohol, claro. Como fuera hacía -25, dentro se estaba muy bien a -5. Ni que decir tiene que fui a los baños a inspeccionar, pero me defraudaron mucho porque eran unos baños muy normales, sin nada que ver con el bar.

Tuve la cosa de querer ir al Hercules por la noche, pero era tal el frío que hacía que decidí quedarme en el hotel y aprovechar esta mañana para ver un poco la ciudad. Igual hice bien, porque el Hercules parece un sitio rarísimo, a tenor de como es la web, y no tiene pinta de que haya marcha gorda ni cosa así de posibles.



De Helsinki lo que más me ha gustado sin duda es su Estación Central, que es uno de los edificios más Gotham que he visto nunca, con esas estatuas tan tremenda sujetando esas bolas del mundo de luz tan totales. Me encantó. Dentro no es gran cosa, pero por fuera ya veis que es sublime. La Catedral no es tampoco gran cosa pero en general la ciudad es bonita, eso si, supongo que lo será más cuando no haga este frío tan horroroso. Todo el centro se puede ver perfectamente en una mañana porque está en una especie de península. A un lado se extiende una especie de fiordo con las mega oficinas de Nokia a un lado y al otro el puerto. 


Como me levanté tempranísimo, a eso de las 6, para tener tiempo de ver cosas, me fui al DesignMuseum, que me llamaba mucho la atención por todo lo que ha tenido que ver el diseño finlandés siempre, y desde luego, al que le gusten estas cosas, merece la pena. Hay cosas verdaderamente maravillosas, desde Saarinen con sus tremendidades, hasta increíbles murales setentísimos, estampados imposibles para poner las parades de tu casa con eso y entrar en trance... en fin, acertadísimo el haber ido allí. 


Pasé junto al Parlamento, otro de los edificios más conseguidos de Helsinki para mi gusto, tan rotundo, el Finland Auditorium que lo vi muy propio también tan blanco y finlandés y Sibelius Monument, dedicado a un tal Sibelius, claro, que parece ser que era un compositorde por allí. Desde luego el monumento me parece redondo. Es genial...en imagen no da la sensación tan conseguida que da en la realidad, de estar flotando en el espacio. 


En definitiva, me ha gustado bastante pero es de este tipo de ciudades que dices: vista una vez, tampoco merece la pena volver mucho más. La ves y ya está... es como un poco a lo Rusia...que vas a Moscú o San Petersburgo, te maravillas pero luego ves que tampoco te den mucha vida, ni tengan un atractivo como para que te vuelva a llamar de nuevo.

El que si tiene atractivo es este. Alguien me puede decir por favor quien es ÉL?!


Salió anoche en Los Goya sentado delante de la Sinde y del Alex de la Iglesia. Por dios, es que hoy viendo las noticias, de repente lo han enfocado y casi se me da la vuelta el culo y me absorbo yo mismo. Quién es?!?! Hay que enterarse a toda costa. Dicen los rumores, en mis primeras indagaciones, que podría ser el novio del Ministro de Industria Miguel Sebastian... mejor descartar esta opción porque desde luego de ser cierto, me cojo un vuelo a Madrid, me voy al Strong, paso el culo así como muy abierto por el suelo del cuarto oscuro, me crecen unas buenas coliflores y me planto desnudo en la puerta del ministerio en pompa en venganza a tal desagravio. Yo diría que no. Que es un guarda espaldas ... ojalá... oooogh!

He de contaros también lo del otro día... la sesión de fotos, que como era de esperar, me atreví y quedé con el señor guarro para que me retratara...


Pues bueno, me cogí el cercanías a Forest Hill y allí me estaba esperando él. En su coche. Yo lo de meterme en los coches de desconocidos es un morbo y un vicio al que no puedo renunciar. Debo ser la cuarta... me refiero a la cuarta de las niñas de Alcasser...sólo que esa noche no pude salir, seguramente porque aun estaba en casa del de la noche pasada. Miriam, Desiree y Toñi desde luego si que salieron y si que se metieron en un coche de desconocidos... claro, con Antonio Anglés al volante...tan mono...llego a saberlo yo y seriamos cuatro muertas en vez de tres.


Bueno, que me voy por los Cerros de Úbeda. El caso es que allí estaba él en su coche y allí que me metí. La foto de su perfil no engañaba y realmente era así. Brutísimo como a mi me gustan y con unas piernas tremendas. Escocés, por cierto. Ya en el coche se creó esa atmósfera de guarras tan bonita que se crea cuando dos desconocidas van en coche camino de conocerse más. Hablamos de mi trabajo, de su afición a la fotografía y allí, sin más, me puso la mano encima de la pierna. Yo ya vi claramente que aquello no iba a ser una sesión normal, ni que yo iba a poder salir con los muebles de silestone del bueno de fondo ni nada por el estilo... gracias a dios que me llevé mis modelos de cerda que me dijo que me llevara, esto es, los shorts de cuero y de goma que tantas puertas me han abierto en este Londres.


La casa era mona...no muy grande, pero mona...el salón lo tenía así decorado con el típico estilo marica de diseño que no quiere caer en el ikeismo barto y el le pone sus cosas más de calidad y como de personalidad, esto es, cabezas africanas y alguna chinez, pero que al fin y al cabo es una casa marica más. Me ofreció algo de beber y yo, como eran las 5 de la tarde y aquí se empieza a beber pronto, me pedí un gintonic. Y me senté.

El me hablaba mucho de que tengo que ir a Brighton y de que bla bla bla y ya me dijo que me quitase un poco de ropa y que íbamos a ver como me quedaba la ropa que el tenía para las fotos. Yo ya me veía de Balenciaga, con Diores colgando hasta de las orejas, con los Manolos haciéndome ya unas buenas rozaduras y los birkins de Hermés a modo de pulsera como si fuera un mulo de carga... pero que va hijos, la ropa que el muchacho tenía para la sesión era un arnés de cuero y unos pantalones de esos que por detrás se ve el culo al aire. Lo del arnés...pues mira, a veces está divertido ponérselo porque te crees que además de ultracerda, te ves hasta famosa, pero lo de los pantalones con el culo al aire... el caso es que me puse el arnés y me estaba enorme. Parecía un gogó del orgullo gay de Palencia...además que para eso hay que tener cuerpo. Lo rechacé de plano a la vez que rechacé de plano los pantalones esos. Hay que decir que a cada cosa que me ponía, el venía y me la ataba o abrochaba así como muy sensual y yo como que me estaba quieto esperando ya que pasara lo que irremediablemente iba a pasar tarde o temprano.

Y me dijo que probara con mis cosas. Y claro, mis cosas que son como de modisto, quedan bien, así que así, con mis shorts de goma, me hizo como 4 fotos o 5, horrorosas por cierto, sentado en el sofá o tumbado o de pié en el suelo o en cuclillas o contra la pared. Ninguna me pareció muy allá en la primera tanda. Claro, la primera vez me puse mis cosas en el baño, a puerta cerrada, pero en la segunda tanda yo ya me había tomado 3 gintonics porque cuando una modelo está trabajando, o está drogada o no es modelo, y mi segundo modelo me lo cambié ya delante de él. Y claro, el se rió y se me vino para mi para ponérmelo bien...y claro, ya se acercó mucho a mi en el sofá aquel tan blanco, ya me puso una mano por encima del pito, otra en una pierna, ya me acercó la cara y claro, debería haberle dicho aquello de “tengo modelo como modelo y actriz, pero no como puta”, pero como el alcohol me embriagaba, que era lo que iba buscando para superar la tensión, me dejé llevar por mi instinto de atrás y nos liamos muchísimo. Vamos, que no hubo segunda tanda. Ya la cosa era allí en el sofá. El se quitó su camiseta y casi me da algo del cuerpo de bruto que tenía. Yo le olía muchísimo porque olía muchísimo a hombre...así como a cabina de pilotos... y ya pasó lo que tenía que pasar también. Se la chupé.

De estas veces además que se la chupas mucho y con mucha gana, como si fuera la última que te vas a chupar en la vida. Con arcada y lagrimón, vaya. Yo estaba encantado, con mis copas allí, mis modelos por los suelos, ese hombre allí violador, la tanda de fotos... era todo tan Los Angeles... nos faltaba una terraza con piscina, tiestos de macetas enormes de barro, palmeras y un skyline de fondo. El se ponía de pié y yo muy sentado, me agarraba a donde podía y me sentía eso que uno se siente cuando se pone en ese plan y ya no hay otra cosa más en la vida que apretar.


Y ya me llevó a su habitación, el con el pito muy duro, que siempre he dicho que cuando uno tiene el pito muy duro, lo mejor es no mirártelo porque te ves muy ridículo y mejor mirar el del otro. Y allí me tumbó boca arriba, se me echó encima y me cubrió. Me encanta lo de “me cubrió” porque suena a estar a su merced totalmente y también suena al caballo que cubre a la yegua... aquí las dos cosas son aplicables. Yo me agarraba muchísimo a sus patas que eran super duras y son como una parte muy importante en el empotrador. Cara de bruto. Piernas como lomos de carne mechada. Brazos de cruzarte la cara, pecho de despertarte cada mañana sobre él, cuellos de mulos, espaldas de Sierra Morena y arruga en la nuca.

Nos besábamos muchísimo así como muy fin de los tiempos hasta que de repente estiró el brazo a la mesilla de noche y me dije para mis adentros: ay dios mio que saca el pegamento... pero no. sacó un condón, se lo puso, me puso las patas en sus hombros, sonreí y me la metió. Así poco a poco...porque era unos de esos pitos gordos que dices “me va a sacar hasta pesetas de ahí dentro” y luego ya cuando cogimos el ritmo, que yo lo cojo enseguida, a lo burro así como muy de pose por su parte y muy de que a mi me daban como temblonas e hinchazón en los labios y en la boca como de estar teniendo un maravilloso shock anal-filáctico.

Y terminamos. Puso esa cara que ponen los hombres cuando acaban, que es el único momento 100% sincero de la relación si estás casado, me la sacó, me fui corriendo al baño temeroso de que le hubiera liado otra replica de Altamira en las sábanas, no fue así, me bebí lo que quedaba del gintonic, hablamos un poquito, me vestí, me dijo que había que volver a quedar y yo me fui paseando que hacía un día de rayos pero necesitaba no sentarme un rato. Luego me dieron unas ganas de hacer caca tremendas en mitad de la calle y me alarmé muchísimo porque era de esto que no había como impedirlo, así que me atreví y menos mal que sólo era aire.

2 comentarios:

Roberto dijo...

¿Ha probado a descorchar botellas de Moet&Chandon tras las experiencia??? Seguro que lo hará usted más sensual que Dita Von Teese...y si...siento una guarra envidia de que no haya podido sentarse......

Roberto dijo...

Me acabo de acordar de una expresión que aprendí cuando estuve liado con un finlandés (de aquello sólo queda Miyake) y que quizá le sirva en futuras ocasiones como hombre de mundo que es: pusu ja hali, eso en finés..en castellano: bezo y abrazo

Template Designed by Douglas Bowman - Updated to Beta by: Blogger Team
Modified for 3-Column Layout by Hoctro